Día de la Victoria ¿Sí o no? (Por el historiador Felipe Botaya)

Acaba de celebrarse el Día de Europa, el Día de la Victoria en la II Guerra Mundial y el desfile en Moscú celebrando la efemérides por parte rusa. Todo coincide en un mismo día. Se trata del 8 de Mayo (9 de Mayo en Rusia), día de la firma de la rendición incondicional del ejército alemán. Lo de Japón duraría hasta Agosto de 1945, pero ese frente no le interesa al sistema, no significa ni significaba nada en sus verdaderos objetivos. ¿Realmente fue una victoria de la libertad sobre la opresión? ¿Fue una cruzada contra la maldad? ¿Venció la democracia al fascismo? ¿Pudimos sentirnos todos libres a partir de ese momento? ¿Todo ha ido a mejor?.

Hace poco Putin y su ministro de asuntos exteriores Sergei Lavrov, criticaban la re-escritura de la historia. Su critica se centraba en el aspecto temporal de la cuestión: el Día de la Victoria, una obra maestra de la manipulación y los cuentos de hadas, se había decidido que fuese dos semanas después, ese 8 de Mayo. Bueno, las fechas de triunfos o fracasos se pueden ver de muchas maneras. Franco lo celebró el 18 de Julio tras acabar militarmente con la bestia comunista, el frente popular, los milicianos, Negrín, Largo Caballero, las brigadas internacionales y demás buscavidas asesinos en nombre de Stalin. Los finlandeses podrían declarar el 12 de Marzo de 1940 como Día de la Victoria. Ese día concreto, esa nación tan escasamente poblada, luchó e hizo retroceder militarmente la invasión del Ejército Rojo, bajo las órdenes directas de Stalin.

Las fuerzas finlandesas, sobre todo granjeros y guardabosques, sobrepasadas en 3 a 1 en infantería, 30 a 1 en aviones, 100 a 1 en tanques, lograron infligir daños insuperables al supuestamente potente Ejército Rojo, que tras 4 meses de lucha tuvo que retirarse con el rabo entre las piernas por donde habían venido. Los supervivientes soviéticos se lamían las heridas mientras Stalin capitulaba. Sin embargo los soviéticos pueden considerar ese 12 de Marzo como un día para pegarse la gran juerga. En esa fatídica fecha, el presidente USA firmaba la infame “Lend and Lease Act” (Acta de Préstamo y Arriendo), que no olvidemos que se firmó 10 meses antes de la entrada oficial de los USA en la guerra mundial y sellaba nuestro destino en occidente. Ese acta garantizaba a la Unión Soviética los recursos ilimitados para apoyar el expansionismo comunista.

Asegurándole Roosevelt todo ello a Stalin, y tal como he explicado en otros artículos y como describe detalladamente Viktor Suvorov en su libro “Rompehielos”, posicionó a casi 5 millones de soldados y material del Ejército Rojo en las fronteras con Europa. Esa invasión soviética del continente europeo estaba fijada para el mes de Julio de 1941. Hitler hizo un ataque preventivo ante la magnitud de la amenaza. Seguramente el Führer siguió el consejo de Napoleón de que el “que pega primero, pega dos veces”. El 22 de Junio de 1941 y en sólo 12 semanas el Ejército Rojo fue empujado hasta las puertas de Leningrado, Moscú y Stalingrado. Y algo que los comunistas suelen callar es que el general soviético Andrei Vlasov, alabado por su defensa de Moscú, se pasó al poco tiempo al bando alemán, llevándose a sus hombres con él.

Por ello mi pregunta: cuando se celebra el Día de la Victoria el 8 de Mayo ¿de quién es la victoria? El reconocimiento debería ir a Roosevelt y a Churchill que fue el líder británico no elegido durante la guerra. Fue de tal magnitud el volumen de ayuda enviado a la casi vencida URSS por USA, Canadá e Inglaterra, que el dictador soviético Stalin y el mariscal Zhukov no pagaron jamás esa ayuda que les fue vital para expandir el comunismo y quedarse con media Europa. El propio Zhukov lo reconoce en sus memorias diciendo: “la ayuda de los USA a la Unión Soviética durante la II Guerra Mundial, fue crucial para la victoria sobre la Alemania nazi”.

También en su edición del 20 de octubre de 1987 de los “Los Angeles Times”, se explica que Stalin escribió a Roosevelt “Hubiésemos estado en una posición muy difícil sin la pólvora americana; no hubiésemos podido fabricar las cantidades de munición que necesitábamos” y seguía Stalin “Sin los Studebakers americanos no hubiésemos tenido nada para tirar de nuestra artillería. Nos permitieron y facilitaron el transporte hasta el frente, ayudaron en la producción de acero, necesaria para los más diversos usos en guerra y muchos otros suministros desde los USA”

En su libro “Russia’s Life-Saver: Lend-Lease Aid to the USSR”, el autor Albert L. Weeks nos dice “La victoria sobre la Alemania nazi se consiguió a través del poder económico de los Estados Unidos que, por razones que desafían a la lógica, hicieron el gran sacrificio por mantener en el poder a un régimen tan brutal como su enemigo nazi”. La gran ironía de todo esto es que los verdaderos historiadores lo rechazan despectivamente como revisionismo histórico. Entonces, esos que oficialmente revisan la historia y crean finales de cuentos de hadas son maestros en falsificar la historia.

Quién pudo celebrar esa victoria fue Stalin y los dirigentes-sicarios comunistas posteriores, ya que les ayudó a expandir el comunismo gracias al dinero y la potencia industrial USA, así como los asesores directos de los diferentes presidentes USA, Kissinger de forma destacada entre ellos, que ayudaron a hacer el mundo el lugar lamentable en el que vivimos. Algún día esto dará la vuelta…

Los soldados aliados que desembarcaron y murieron en las playas de Normandía, en las Ardenas, en Monte-Cassino, en la Batalla de Inglaterra, en el Alamein, en Dunkerke, en Túnez, en Arnhem, o los pilotos ingleses y americanos que bombardearon Alemania sin piedad, etc… dudo mucho que lo hubiesen hecho si hubiesen sabido cómo iba a resultar el mundo que ellos “liberaban de la opresión”. Todo fue una engañifa. Ya lo dijo el general de tanques norteamericano George Patton: “Hemos luchado contra el enemigo equivocado”

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: